SENTENCIA: SENTENCIA Nº 1071/2006 SEGUIDORES DE ULTRA SUR VAN POR LA CALLE GRITANDO QUE VAN A MATAR A LOS MARICONES Y GOLPEAN A UN VIANDANTE

Categoría: Racismo y Xenofobia

Delito Falta de Lesiones

Fecha sentencia 31 - 03 - 2006

En: España / Madrid / Madrid

Víctima/s 1 persona

Acusados/s seguidores ultra sur

Condenado/s seguidores ultra sur

Condena: Que debo condenar y condeno a Luis Alberto por una falta de lesiones a la pena de 2 meses multa con una cuota diaria de 15 euros, debiendo de indemnizar a Pedro Enrique en la suma de 125 euros por las lesiones causadas, así como al pago de las costas

Emitida por: Audiencia Provincial Sede: Santander Sección: 1

Descripción de la sentencia

Sobre las 22:30 horas de día 20 de enero de 2005,cuando Pedro Enrique se encontraba sentado en las escaleras de acceso al edificio de Correos, en la calle Calvo Sotelo, observó como se le acercaban tres jóvenes, que resultaron ser Marcos , Luis Alberto y Valentín , quitando que eran de ultra sur y que querían matar a todos los maricones, si bien al pasar por el lado del denunciante y no hacerle caso, uno de ellos se paró y le dijo gritando \"que pasa tu eres de uno de ellos\", quitándole una bufanda que portaba en el cuello y apretándole con ella. En ese momento, le gritaban frases que el denunciante debía de repetir bajo amenazas, tales como \"viva España\", para acto seguido dicho individuo lanzar un puñetazo a Pedro Enrique , que no le alcanzó, para seguidamente los tres darle puñetazos y patadas en todo el cuerpo, mientras le sujetaban para que no se marchase. cuando pudo escapar, Pedro Enrique fue hacia la calzada, donde desde la otra acera fue socorrido por unos jóvenes que recriminaron a sus atacantes, los cuales salieron corriendo. Como consecuencia de la agresión, Pedro Enrique sufrió lesiones consistentes en dolor en hemitórax derecho zona postero-inferior, contusión en macizo facial derecho con infamación y contusión en la rodilla derecha, precisando para su sanidad de una primera asistencia facultativa, con previsión de un tiempo de curación de 5 días, sin incapacidad para sus ocupaciones habituales y sin ingreso hospitalario, sin que fueran previsibles secuelas en el momento del reconocimiento. Los agresores Marcos y Valentín, eran menores de edad penal en la fecha de los hechos, concretamente tenía la edad de 17 años.